Brant_Gerrit_Vyn

Conservación de Áreas de Importancia para las Aves

Pendiente ártica

Audubon Alaska busca la designación permanente de zonas naturales en la planicie costera del Refugio Nacional de Vida Silvestre en el Ártico

Un grupo de barnaclas carinegras en un lago superficial del Área Especial del Lago Teshekpuk. Reserva Nacional de Petróleo, Alaska. Foto: Gerrit Vyn.

Conclusión

Impacto de la conservación en 10 millones de acres de los EE. UU.; mejores resultados para cuatro especies prioritarias de aves.

La planicie costera del Refugio Nacional de Vida Silvestre en el Ártico (ANWR, por sus siglas en inglés), que funciona como territorio de reproducción de las crías de la manada de caribú de Grant, ha sido durante mucho tiempo una ubicación popular en el debate sobre el desarrollo energético versus la conservación de la vida silvestre. Sin embargo, al oeste del Refugio en el Ártico yace un área menos conocida pero con mayor biodiversidad, que resulta de extrema importancia para las aves y otros seres vivos: la Reserva Nacional de Petróleo de Alaska (NPRA, por sus siglas en inglés) que, con 23 millones de acres, es el tramo de tierra pública más grande de los Estados Unidos. La NPRA es el hogar de dos grandes manadas de caribú, una concentración excepcional de aves de rapiña, millones de aves costeras migratorias, decenas de miles de gansos que mudan sus plumas, osos polares y belugas, morsas y otros mamíferos marinos.

En 1976, el Congreso ordenó al Departamento del Interior brindar “máxima protección” a la importante cantidad de peces, seres vivos, valores recreativos y otras “características valiosas de la superficie” dentro del área, para lograr un equilibrio con la producción de petróleo en la NPRA. Al día de la fecha, la Oficina de Administración de Tierras (BLM, por sus siglas en inglés), que administra la NPRA, ha designado cuatro “áreas especiales” debido a su valor biológico excepcional: el lago Teshekpuk, las tierras altas Utukok, la laguna de Kasegaluk, y el río Colville. En este momento, la BLM se encuentra preparando el primer plan integral para el área, con el objetivo de evaluar sistemáticamente todas las características valiosas de la reserva. Este proceso de planificación presenta una oportunidad sin precedentes para cumplir con la orden del Congreso y para lograr un equilibrio entre la exploración petrolera y la preservación de la vida silvestre mediante la protección de las áreas especiales designadas, así como otras áreas de importancia ecológica excepcional. Audubon Alaska, en un esfuerzo por salvaguardar las Áreas de Importancia para las Aves y otros lugares especiales y por realizar un desarrollo energético responsable, busca la designación permanente de zona natural para la planicie costera del Refugio en el Ártico, así como la protección de importantes áreas ecológicas dentro de la NPRA.

Audubon considera que la aplicación de políticas sólidas puede permitir satisfacer nuestras necesidades energéticas sin poner en riesgo áreas de importancia fundamental para las aves y otros seres vivos. Esto se traduce en la limitación de perforaciones petroleras y de gas en áreas de hábitats sensibles o fundamentales (por ejemplo, las áreas de gansos que mudan sus plumas, los territorios de nacimiento de las crías de caribú), además de la colocación cuidadosa de la infraestructura necesaria, teniendo en cuenta los requisitos de hábitat de las distintas especies.

Teoría de la victoria: Audubon trabajará para asegurar la protección permanente del Refugio Nacional de Vida Silvestre en el Ártico, además de un conjunto de áreas especiales identificadas dentro de la Reserva Nacional de Petróleo de Alaska.

Manténgase al día

Nuestro boletín informativo por correo electrónico brinda información sobre los últimos programas e iniciativas