**This article can also be found in English**

COVID-19 ha impactado todas las facetas de nuestras vidas y ha llevado a un final prematuro a lo que prometía ser una sesión legislativa productiva en Arizona, especialmente para prioridades clave como el agua.

El impulso estaba ahí. Un año después de que el Plan de Contingencia de Sequía fuera aprobado por la legislatura de Arizona y firmado por el gobernador Doug Ducey, y después de que Arizona Republic publicará su serie de investigación sobre la Próxima Crisis del Agua de Arizona, la legislatura de Arizona, una vez más, estaba considerando seriamente la legislación sobre políticas de agua.

Esta sesión legislativa presentó un número récord de proyectos de ley relacionados con el agua, tanto de legisladores republicanos como demócratas. Múltiples proyectos de ley, que reflejan una política de agua sólida, como la Propuesta de Ley 2675 de la Cámara de Representantes, que fomentaba la conservación y dejaba más agua en los ríos, avanzaban a través del proceso legislativo con apoyo bipartidista.

Fuimos igualmente optimistas sobre las perspectivas de nuestras prioridades presupuestarias, ya que las agencias estatales que protegen el agua y el medio ambiente probablemente recibirían fondos adicionales en reconocimiento del trabajo crítico dentro de sus responsabilidades regulatorias específicas.

Además, hubo conversaciones auténticas sobre la extensión de la protección del agua subterránea a áreas de Arizona que actualmente no tienen ninguna. Testifiqué a favor de la Propuesta de Ley 1635 del Senado y la Propuesta de Ley 2896 de la Cámara de Representantes.  Estos proyectos de ley llamaron la atención sobre la necesidad urgente de abordar el agotamiento de las aguas subterráneas y proporcionar a las comunidades de Arizona herramientas adicionales para fortalecer la gestión de las aguas subterráneas para mantener sus medios de vida.

Pero a medida que la pandemia crecía con intensidad, dominando en última instancia el panorama político, las prioridades legislativas y ejecutivas cambiaron comprensiblemente para abordar los crecientes desafíos de salud pública y la crisis económica correspondiente.  Sabemos que los efectos del COVID-19 en la Nación Navajo han sido extremos, con personas que sufren altas tasas de infección y muerte, agravadas por las disparidades en el acceso al agua potable.

Promover políticas de agua sostenibles en Arizona es esencial si vamos a proteger nuestros recursos hídricos para las personas, las aves, los peces y otras vidas silvestres. Y Audubon estará allí:

  • Avanzando en la conversación sobre la gestión del río Colorado: el papel de las tribus y las organizaciones no gubernamentales ambientales debe seguir fortaleciéndose a medida que comenzamos a renegociar las Directrices Provisionales de 2007 que rigen el río Colorado, que expiran en 2026.
     
  • Abogar por una gestión inteligente del agua subterránea que proporcione a las comunidades las herramientas que necesitan para administrar este recurso finito para las personas, pero también para los ecosistemas que dependen del agua subterránea y que dependen de niveles saludables de agua subterránea.
     
  • Encontrar formas de incentivar que se deje más agua en los ríos para mantener el hábitat del que dependen las aves.
     
  • Luchando duro para proteger la calidad del agua de las vías fluviales de Arizona a través de nuestra participación en el proceso del Departamento de Calidad Ambiental de Arizona para desarrollar un programa estatal de protección de las vías fluviales para cubrir la brecha en las protecciones de la calidad del agua que quedaron a raíz de los recientes retrocesos federales a la Ley de Agua Limpia.

Sabemos que habrá algunos asuntos pendientes y nuevos que abordar en la sesión de 2021, y estaremos listos. Necesitaremos su voz mientras nos preparamos una vez más para promover una política de agua sólida para las personas y las aves; gracias por ser parte de nuestro rebaño. Manténgase a salvo.

Stay abreast of Audubon

Our email newsletter shares the latest programs and initiatives.